Cómo se llega a ser religiosa

En España hay 296 congregaciones femeninas. La candidata a religiosa o monja tiene que entrar en una de estas congregaciones y seguir las normas internas hasta hacer los votos, el paso definitivo. Existen cuatro clases de religiosas:
Primero, las monjas propiamente dichas son las que entran en un monasterio para centrarse en la vida contemplativa. Las congregaciones de San Benito, las jerónimas, las clarisas, las sanjuanistas o las dominicas son algunos ejemplos de monjas.
En segundo lugar, las religiosas. Su principal característica es que se dedican a los servicios sociales. Las salesianas, las vedrunas o las claretianas son religiosas.
Terceras, más recientes, las miembros de institutos seculares. Han consagrado su vida a Dios pero no se comprometen a la vida en común por lo que tienen un trabajo secular.
Finalmente, existen las sociedades de vida apostólica como es el caso de las Hijas de la Caridad. Su rasgo característico es que los votos son temporales mientras que en los casos anteriores, los votos son definitivos.

Revistas del grupo

Publicidad